viernes, 9 de septiembre de 2011

HYOSCIAMUS (H. Niger Beleño)

MENTALES
*** 1 Fundamentalmente, es el delirio la característica mental predominante en Hyosciamus, asumiendo una gran variedad de formas de expresión, pero en este medicamento "ocupa un lugar intermedio entre Belladonna y Stramonium; falta la constante congestión cerebral del primero y la fiera rabia y el delirio maníaco del último" (Allen). "El delirio de Hyosciamus es más del tipo murmurante o refunfuñante o gruñón de tono grave o bajo, mientras que el de Belladonna tiende a ser violento y furioso. Hyosciamus también tiene accesos de rabia incontrolable, pero la violencia no es tan sostenida como la de Belladonna ... y la cara de Belladonna es roja, mientras que la de Hyosciamus es pálida o azulada" (Clarke). Es un delirio alucinatorio pasivo, más bien estuporoso (con estados alternantes y gritos cada tanto), y refunfuñante, que puede ser agudo o crónico; tranquilo, o inquieto, maníaco o rabioso, ansioso, ocupado, violento o hasta salvaje; erótico o religioso. El delirio puede ser provocado por dolores, por vejaciones o contrariedades, por celos (ver 4), por vigilias prolongadas o sin causa aparente. El paciente hace payasadas; o salta, bruscamente de la cama y se escapa, o intenta escapar, sobre todo a la calle (ver 5); o habla de negocios u ocupaciones; o está locuaz y habla como en un murmullo o gruñido ininteligible o incoherente, sin sentido, balbuceante, cambiando a menudo y rápidamente de un tema a otro, o dice cosas ridículas, hablando apurado, en forma vivaz o en voz alta, como si estuviera ebrio; o quiere estar desnudo (ver 3); o se ríe (ver 11); o tiene alucinaciones (ver 2); contesta bien al preguntarle, pero recae enseguida en el delirio; peor al despertar; tiene la cara pálida o roja, y los ojos muy abiertos e insensibles. Delirium tremens. Delirio febril o no.
*** 2 Sufre alucinaciones de todo tipo, en especial modo relacionadas con el delirio (ver 1): visuales o tiene visiones, ve animales (que lo van a morder), gatos; o personas muertas (con las que habla) o figuras o fantasmas, o quiere agarrar apariciones imaginarias; que las distancias y los objetos y su  cuerpo, o hasta partes del mismo, están agrandados; que ha ofendido a la gente; que es perseguido por enemigos o por la policía, o que va a ser asesinado o que ha sido envenenado o que es herido por los que lo rodean; que ha sufrido el mal y que está poseído; alucinaciones religiosas; que está lejos de su casa o no está en ella; se cree rodeado de ratas y ratones.
*** 3 Quiere estar desnudo, ya en el delirio (ver l), o a la mañana en cama, o durmiendo, porque le gusta estar destapado. Exhibe sus genitales; manía erótica. Ninfomanía, sobre, todo durante la menstruación. Obsceno: dice, hace y canta cosas obscenas. Es totalmente impúdico, no le importa exponer su desnudez. Lascivia. Demencia erótica. Desgarra sus ropas.
*** 4 Junto con Lachesis, son los dos medicamentos más celosos de la Materia Médica. Sus celos son terribles, se acompañan de una intensa rabia, que pueden llegar a inducirlo a pelear o a matar al que provoca sus celos, configurando un verdadero delirio celoso, apoyado en una desconfianza o suspicacia fuera de todo control.
*** 5 Quiere escapar, generalmente en su delirio, porque cree que lo persiguen y lo quieren envenenar o matar; quiere salir de la cama (a veces durante los escalofríos) o directamente salta de ella (a veces durante la fiebre) y se escapa corriendo por las calles.
*** 6 Hay una marcada agresividad en su comportamiento. Es violento, peleador; con rabia o furia violenta (más al anochecer o de noche); con deseos de matar (piensa que debe matar a alguien; con un cuchillo; a veces en la embriaguez) o de golpear (y golpea a las personas presentes o a objetos imaginarios); o de romper; insulta (hasta en niños que insultan a sus padres); quiere morder, jura, blasfema, maldice; es cruel, inhumano, arrogante, insolente, impaciente; muy irritable (con insomnio). En ocasiones, la agresividad se vuelve contra sí mismo, con tendencia a suicidarse, sobre todo por ahogarse, y especialmente por un amor no correspondido. Reprocha y se reprocha. Grosero.
*** 7 Está lleno de miedos: de estar solo (hay un constante e intenso deseo de compañía, está peor estando solo); a los perros, y de ser mordido; del agua o de oír correr agua (y se pone muy ansioso) (hidrofobia); de la gente y de los hombres (que lo rodeen y capturen); de ser envenenado; a comer o beber; de ser vendido; de la sífilis; a los fantasmas. Miedo constante a todo; con sobresaltos. Ansiedad de noche; sentimientos de culpa; remordimientos.
*** 8 Casi constantemente gesticula, hace gestos o cosas raras, extrañas o ridículas, asociados al delirio o cualquier otro cuadro mental. A veces los gestos son violentos, o gesticula como un ebrio o con movimientos involuntarios o, especialmente, tiene movimientos carfológicos y pellizca o manosea la ropa de cama o cualquier cosa, constantemente, ya sea en su delirio o en procesos febriles.
** 9 Es de una gran locuacidad pero se expresa habitualmente en tono grave y como gruñendo o refunfuñando (ver l). Se habla a sí mismo, o cree que habla con personas ya muertas o imaginarias, o  contesta preguntas que no le han hecho. Habla muy poco, lo agrava la conversación de otros. Habla  dormido, confesándose en voz alta. Tiene aversión a que le hablen. Al hablar, no encuentra las palabras apropiadas para expresarse. Murmura o refunfuña durante el insomnio. Tiene aversión a contestar las preguntas, rehusa contestar o lo hace en forma ininteligible. Chismoso. Reservado.
** 10 Estupor con sacudidas convulsivas. Estupefacción, como si hubiera bebido; entre las convulsiones. Durante este estado estuporoso, contesta las preguntas si lo exigen, pero recae de inmediato en su estupor. Inconsciencia, especialmente durante la fiebre. Frecuentes ausencias. No reconoce a nadie, ni a sus parientes. Aturdido durante la fiebre, con somnolencia. Como en un sueño.
** 11 Se ríe constantemente o excesivamente o ruidosamente o tontamente. Se ríe antes de la menstruación o durmiendo. Sonriente.
** 12 Trastornos que sobrevienen: por anticipación, por sustos, por penas. Trastornos por amor no correspondido: con risas o tristeza o rabia o tendencias suicidas o estupor o desesperación o convulsiones. Trastornos por esfuerzos mentales.



GENERALES
*** 22 Convulsiones: en niños, por susto o por parásitos intestinales; después de comer, el niño vomita, grita repentinamente y pierde el conocimiento. Convulsiones peor de noche o durmiendo o por sustos o después de comer; antes y durante la menstruación y en el puerperio; en la dentición; por  excitaciones; comenzando en la cara; con inconsciencia, cuerpo trío, con caída y con parálisis. Espasmos con pérdida de conocimiento y gran inquietud; "cada músculo del cuerpo tiene sacudidas o contracciones, desde los ojos a los dedos de los pies" (Allen). Contracturas, sacudidas, temblores, estremecimientos. Tétanos. Corea. Ataques de epilepsia con cara cianótica y abotagado, pérdida de orina, espuma bucal, rechinar de dientes pulgares hacia atrás y ojos prominentes; con gritos e inconsciencia; seguidos de profundo sueño con ronquidos. Desmayos. Subsaltos tendinosos.
** 23 Agravación: de noche y al anochecer; estando acostado; antes, al comenzar y durante la menstruación; por el frío y el aire frío; por el tacto. Mejor: sentándose; caminando; por el movimiento; por el calor; de día.

PARTICULARES
** 26 Ojos rojos, fijos, convulsionados, prominentes. Movimientos espasmódicos de los ojos. Estrabismo siguiendo a afecciones cerebrales. Párpados hinchados; con sacudidas. Cierre espasmódico de los párpados; o no puede abrirlos. Midriasis, con arreflexia pupilar. Visión turbia. Diplopía. Miopía o presbicia. Los objetos parecen mucho más grandes de lo que son. Ve los objetos de color rojo, o con bordes coloreados, sobre todo de amarillo. Ceguera nocturna.
** 30 Boca seca. Saliva salada, sanguinolenta. Espuma bucal. Aliento fétido. Lengua caliente y dormida, como si se hubiera quemado. Lengua seca, como cuero, agrietada, con capa marrón o negra; o roja y sangrante. Parálisis de la lengua, peor al querer sacarla, choca contra los dientes.
** 31 Odontalgias desgarrantes y pulsátiles, peor o producidas por aire frío y de mañana, que lo desesperan, produciendo o acompañándose de sacudidas espasmódicas en los músculos de la cara, brazos y manos; con cara roja y caliente y encías hinchadas; en personas hipersensibles nerviosas y excitables. Dentición difícil. Siente los dientes muy largos, o flojos. Rechina los dientes, peor durante las convulsiones, o durmiendo. Constante tendencia a tener los dientes apretados. Fuliginosidades sobre los dientes. Ausencia de gusto.
*** 32 Garganta seca y ardiente, con pinchazos. Uvula alargada. Constricción en la garganta, convulsiva, con incapacidad para tragar líquidos; peor al oír correr el agua. Los alimentos salen por la nariz. Deglución difícil ó imposible, peor de líquidos.
*** 33 Bulimia con sed violenta, pero no puede tragar, con aversión al agua. Sed, de a sorbitos. Miedo a beber, al agua; tiene convulsiones después de beber. Hipo después de comer y de noche. Sensación de vacío gástrico antes de un ataque epiléptico. Náuseas al presionar el epigastrio. Eructos amargos. Arcadas y vómitos con gastralgias cortantes que le arrancan gritos; peor después de toser. Vómitos acuosos, mucosos, sanguíneos o alimenticios (enseguida de comer) con violentos dolores en el epigastrio. Calambres gástricos periódicos, mejor por vomitar. Epigastrio muy sensible al tacto. Gastritis con dolores ardientes.
*** 39 Catarro con acumulación de mucosidades en la laringe y tráquea, con ronquera. Afonía  histérica. Tos seca, espasmódica, sofocativa, paroxística, violenta, que le sacude todo el cuerpo, peor de noche, después de medianoche, que lo despierta; casi incesante desde que se acuesta y mientras está acostado, impidiéndole dormir, obligándolo a sentarse en la cama, lo que lo mejora, la tos se agrava después de comer o beber, o por hablar o cantar, o durmiendo o al aire libre; por cosquilleo laríngeo; después de un sarampión; a veces con cara rojo oscura y vómitos mucosos. Coqueluche. Tos seca y espasmódica nocturna en ancianos, por cosquilleo laríngeo o como si la úvula fuera muy larga. Expectoración verdosa o salada; hemoptoica con coágulos. Hemóptisis en alcoholistas. Respiración lenta y estertorosa. Presión en el lado derecho del tórax, con ansiedad y disnea, peor al subir escaleras. Disnea mejor inclinado hacia adelante. Neumonía; en ancianos.
** 43 Somnolencia como coma vigil. Intenso insomnio en personas irritables o excitables, "por problemas de trabajo o de negocios, a menudo imaginarios" (Allen); el paciente está despierto durante horas: Hyosciamus 30ª es uno de es uno de los medicamentos más útiles en... el insomnio" (Allen). Insomnio por excesiva excitación nerviosa o después de esfuerzos mentales o gran angustia, a veces con sacudidas. El niño solloza y llora dormido, sin despertarse. Sueño profundo, comatoso, con convulsiones y movimientos de los miembros, especialmente manos. Se sonríe durmiendo. Se despierta asustado.
** 44   Estremecimientos, con frío en todo el cuerpo y calor en la cara. Fiebre tifoidea; o escarlatina o neumonía que rápidamente se hace de tipo tífico, con el sensorio obnubilado, mirada fija, carfología, fuliginosidades en los dientes, lengua muy seca, incontinencia de esfínteres y sacudidas tendinosas.  Fiebre cuartana o cotidiana. Sudores debilitantes durmiendo; fríos y agrios.   Gripe a forma tifica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...